lunes, 12 de noviembre de 2012

Regulación de Centros Vitales. Método Adras. Capítulo IV.

Para regular un centro vital será imprescindible valorar sus capacidades de acción sobre nuestros ritmos energéticos, así como atender a su naturaleza sutil y delicada.

Cualquier acción no es válida; la intención y la buena voluntad tampoco son suficientes.

En primer lugar es básico comprender qué bloquea, ensucia, altera y rompe los ritmos de funcionamiento de un centro vital.

La presión, el enganche vibracional externo y los impactos emocionales son los mayores enemigos con los que tiene que lidiar un chacra. Estos elementos son básicamente los causantes de su bloqueo vibracional. Bloqueo que no permite posteriormente un éxito en los resultados previstos por los tratamientos y las terapias aplicadas.
Cap. III            Cap. V

No hay comentarios:

Publicar un comentario